mochila de montaña

El material para ir por la montaña es esencial para que la aventura, caminata o acampada sea todo un éxito. En este caso las mochilas son una de las piezas más importante dentro del equipo con el que tenemos que contar. No te pierdas los 5 detalles imprescindibles que tiene que tener tu mochila de montaña.

 

1. La estructura

Las mochilas de montaña pueden tener tres tipos de estructura: rígida interna, rígida externa o sin estructura. La estructura rígida interna consiste en unas varillas de plástico o aluminio que facilitan el reparto del peso de la carga. Son más ligeras que las que llevan una estructura interna y van más pegadas al cuerpo. Algo que puede ser una desventaja, ya que favorece la sudoración. Sin embargo, permiten más movilidad.

Por su parte, las mochilas con estructura rígida externa cuentan con una placa de aluminio que permite que la carga esté más separada del cuerpo. Este hecho es interesante cuando las temperaturas son elevadas, ya que minimiza la sudoración.

Por último las mochilas de montaña de uso diario no tienen estructura. Son más pequeñas y ligeras.

2. Bolsillos para herramientas

En la búsqueda de una mochila de montaña tenemos que tener en cuenta la practicidad de la bolsa. Eso quiere decir que la cantidad y distribución de los bolsillos auxiliares es importante. Las mejores mochilas de montaña son aquellas que cuentan con una gran cantidad de bolsillos bien situados que permiten tener todo lo necesario a mano. Cuando vamos a practicar escalada o barranquismo, por ejemplo, necesitamos un fácil acceso a nuestro equipo. También son muy prácticas aquellas mochilas de montaña que tienen algún bolsillo más pequeño situado en la correa de la cintura. Lo puedes utilizar para llevar tu teléfono o para poder acceder rápidamente a un alimento o medicación.

3. Mochila de montaña impermeable

Muchas veces el clima puede hacer que el día en la montaña cambie. Por eso, uno de los detalles en los que deberás fijarte a la hora de comprar una mochila de montaña es esté fabricada con materiales impermeables. La mayoría de mochilas de montaña tienen un recubrimiento interior para proteger la carga del agua. Pero es fácil que bien a través del cierre, o por la misma humedad, se estropee algo de lo que llevas. Existen mochilas con una funda protección contra agua. Son fundas ligeras y que ocupan muy poco espacio, así que nunca está de más llevarlas.

4. Posibilidad de cargar una tienda o un saco de dormir

Muchas mochilas de montaña disponen de un compartimento especial, situado en la parte de inferior, que te permite transportar un saco de dormir o una tienda de campaña pequeña. También pueden llevar unas correas en la parte de arriba, en las que fijar cualquiera de los dos objetos.

5. Contenedor de agua

Por último, si vas a caminar durante un tiempo prolongado, te resultará muy útil hacerte con una mochila que cuente con un compartimento interno para el agua.

 

En Jara Verde, tu tienda de moda y caza, te ofrecemos toda la información que necesitas para equiparte para la montaña. Consulta en nuestra tienda online cómo hacerte con el mejor material para la montaña.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *